Sin categoría

Controla La Aparición De Malas Hierbas En Tu Jardín Esta Primavera / Verano

Cuando comienzan a aparecer las malas hierbas o plantas invasoras, disfrutar de un césped verde, sano y hermoso durante la primavera/verano pareciera una tarea muy difícil.

La buena noticia es que mantener un césped en perfecto estado sin complejidad es posible. Si se realizan los cuidados necesarios y se siguen de manera constante algunos pasos sencillos, pero efectivos, lograrás controlar la aparición de estos indeseables huéspedes.

Aprender a reconocer las malas hierbas


Las malas hierbas son uno de los principales enemigos del césped. Estos afectan su estética y perjudican su crecimiento, ya que se aprovechan de los nutrientes del mismo, dañando su vitalidad y verdor. Para un control efectivo, es primordial identificar los tipos de malas hierbas que aparecen en el césped:

  • Las monocotiledóneas o gramíneas. De hoja estrecha, se presentan en cierta variedad y por sus hojas finas, suelen confundirse con el césped, siendo complicada su eliminación.

  • Las dicotiledóneas o de hojas anchas. Son más fáciles de identificar y se pueden eliminar manualmente o con herramientas adecuadas. 




Después del frío y la humedad del invierno, el césped puede parecer descuidado y amarillento, pero al llegar la primavera, aumenta la temperatura y es el momento de reverdecer. Desafortunadamente, las malas hierbas también comienzan a germinar, debido a que sus semillas habían quedado esparcidas durante la precedente estación, transportadas por el viento o diversas aves.

El mes de mayo es el período de mayor rebrote de estas plantas dañinas y requiere prestar mucha atención a su aparición. A fin de controlar su incremento, hay que realizar labores específicas durante la primavera. Y es en esta florida estación cuando se debe nutrir, fertilizar y abonar el césped, pero a las malas hierbas no.

De mayo a agosto es momento ideal para controlarlas, ya que están en fase de crecimiento. Mientras que al final del verano es un período perfecto para eliminarlas, ya que su germinación es reducida y su desarrollo limitado.

Algunos métodos de control en primavera/verano

Existen algunos métodos de control que se pueden realizar fácilmente durante estas estaciones. Estos son:


Método manual o mecánico


Si deseas controlar las malas hierbas de modo ecológico, este método es ideal, consiste en tirarlas una a una, con el uso de guantes de protección. Es eficaz cuando el césped es pequeño o hay poca cantidad de plantas invasoras, ya que arrancarlas de raíz las va debilitando.

Este método, puede resultar extenuante cuando el césped es muy extenso o hay un crecimiento muy grande de hierbas dañinas. En esos casos se puede optar por el método mecánico con herramientas adecuadas, como por ejemplo la azada.

 

Uso de herbicidas para el césped

Existen diversos tipos de herbicidas. Según sus funciones y características, pueden ser:

  • Pre-emergentes. Su función es preventiva, evitando el rebrote de plantas perjudiciales.

  • Post-emergentes. Su función es curativa, controlando el crecimiento de las hierbas indeseables una vez que surgieron.

  • Que matan solamente las plantas que se desea eliminar, respetando las que se quieren mantener.

  • Que matan todo tipo de plantas.

El momento adecuado para aplicar los herbicidas va desde abril hasta finales de septiembre, o inicios de octubre. No conviene usarlos al inicio de la primavera, siendo ideal en mayo, ya que las malas hierbas están en su mayor rebrote.

El uso efectivo de herbicidas amerita considerar las medidas de seguridad e instrucciones del fabricante, a fin de cuidar la ecología y evitar daños a la piel. Se recomienda usar ropa adecuada, guantes, lentes protectores y tapabocas. Por lo general los herbicidas se mezclan con agua y se aplican con atomizadores.


Consejos adicionales

Otras labores que ayudan al fortalecimiento del césped durante la primavera/verano y permiten el control de hierbas perjudiciales, son los siguientes:

  • Cortar el césped una vez a la semana en verano, evitando que sea muy raso o muy alto.

  • Usar un buen sistema de riego y abono adecuado. Esto fortalece el césped y evita que sufra la privación de nutrientes. Las mejores horas de riego durante el verano, son la primera y última hora del día, con la finalidad de que el terreno mantenga la adecuada humedad.


En síntesis, el control de las plantas invasoras en primavera/verano es posible si se tiene en cuenta una buena planificación de las actividades. Así se evitará la propagación de estos desagradables huéspedes. Seguir las indicaciones de un experto en césped, mantendrá su acogedora belleza y encanto.

Referencias

https://www.verdeesvida.es/tecnicas-y-cuidados_4/cesped:-terapia-de-choque-de-primavera_491

https://www.planetahuerto.es/revista/como-cuidar-tu-cesped_00309

https://www.unavarra.es/herbario/htm/concepto.htm


Autor


Avatar